Robados y apaleados: Los peligros de vender una bicicleta en Internet
General

Robados y apaleados: Los peligros de vender una bicicleta en Internet

7
ene 2015

La venta de todo tipo de posesiones en Internet se ha convertido en una auténtica mina de oro que muchas mafias dedicadas a los robos aprovechan para realizar sus acciones sin pudor alguno. La venta de bicicletas robadas es uno de los negocios más florecientes de este segmento, siendo los anuncios de supuestas bicicletas 'a la venta' el reclamo para, por desgracia de los inocentes vendedores, acabar siendo víctimas de unos individuos sin escrúpulos que no dudan ni un segundo en robar, intimidar e incluso emplear la violencia a la hora de consumar la (ficticia) venta física.

Robados y apaleados: Los peligros de vender una bicicleta en Internet

Los peligros de vender una bicicleta en Internet son cada día más numerosos, pudiendo encontrarnos tanto con un inocente comprador como con una organizada banda de ladrones sin escrúpulos dedicada a captar supuestos vendedores a los que después dejan, literalmente, en calzoncillos. Un ejemplo muy claro de este tipo de actos delictivos tuvo lugar hace apenas unos días en Puente Genil, un municipio español de la provincia andaluza de Córdoba.

Según publica el Aguilar Digital, tras anunciar en la web especializada Mil Anuncios la venta de una bicicleta, un vecino (y vendedor) de la localidad de Aguilar se desplazó hasta Puente Genil junto a dos amigos más ya que el supuesto comprador había pedido que le llevasen la bicicleta ante la imposibilidad de poder desplazarse hasta el punto de origen de la venta. Los tres amigos emprendieron el viaje en coche transportando la bicicleta a la venta, sorprendidos en el punto de encuentro previamente acordado por más de veinte personas de etnia gitana que los cercaron sin posibilidad de escapatoria.

Como podemos suponer, los hechos acontecidos después no fueron nada agradables. Los miembros de esta supuesta banda exigieron de muy malas maneras la bicicleta para poder probarla. Tras sentirse asaltados e intimidados, los tres amigos fueron testigos de la desaparición de la bicicleta sin poder hacer nada al respecto ni, por supuesto, reconocer a la persona que finalmente se la llevó. Tras el incidente, los asaltados presentaron una denuncia en el cuartel de la Guardia Civil de Puente Genil, donde les informaron que esta práctica de robo era muy habitual en ese pueblo y que por suerte el vendedor iba acompañado, ya que en caso de haber viajado sólo incluso podría haber sufrido una paliza.

En el mes de Noviembre, la Guardia Civil de Puente Genil llevó a término una operación que venía desarrollando desde principios del año pasado: el resultado se saldó con nueve personas detenidas de edades comprendidas entre los 18 y los 50 años, todas ellas vecinas del municipio e integrantes de la misma banda especializada en el hurto de bicicletas de gama alta, de motocicletas y de teléfonos móviles de última generación. A pesar de esta operación policial, la mafia de Puente Genil sigue operando con total impunidad...

En Aguilar Digital | Robados y vapuleados en Puente Genil