¿Una pastilla para reemplazar el ejercicio físico? Un objetivo ya alcanzable en la medicina
General

¿Una pastilla para reemplazar el ejercicio físico? Un objetivo ya alcanzable en la medicina

9
oct 2015

La comunidad científica trabaja desde hace ya muchos años en la posibilidad de desarrollar un medicamento que sea capaz de proporcionar los mismos beneficios que brinda el ejercicio físico. Esta mágica pastilla ha saltado nuevamente a la actualidad gracias a la reciente publicación de un trabajo realizado por las universidades de Sídney y Copenhague en el que se ha elaborado, por primera vez en la historia, el primer mapa científico de las más de 1.000 reacciones moleculares que se producen en la musculatura humana cuando se realiza ejercicio.

¿Una pastilla para reemplazar el ejercicio físico? Un objetivo ya alcanzable en la medicina

Según explica Nolan Hoffman, investigador de la Universidad de Sídney: "Comprender estas reacciones es lo que permitirá desarrollar drogas que consigan reproducirlas. Desde hace tiempo sabemos que el ejercicio físico envía muchas señales al cuerpo, y nosotros hemos sido los primeros en crear el mapa de esas señales y ahora conocemos su complejidad". El complejo mapa de reacciones moleculares ha sido elaborado tras haber tomado muestras de tejido muscular (antes y después de un ejercicio físico intenso) a cuatro voluntarios sanos y entrenados.

Como es de suponer, ningún fármaco es o será capaz de reproducir de forma segura esas 1.000 reacciones musculares ahora esquematizadas sobre papel. El objetivo a largo plazo de dicha investigación pasa por identificar los cambios biológicos más significativos y crear diferentes planes de ejercicio para personas enfermas con la finalidad de determinar las diferencias más importantes con respecto a otras personas sanas. Una vez delimitadas las reacciones más beneficiosas, se podrá empezar a desarrollar un medicamento.

Esta 'pastilla del ejercicio' puede parecer una invitación a la pereza de las personas, pero su objetivo es bien distinto. Personas mayores, con obesidad, con diabetes, con enfermedades cardiovasculares y en general todas aquellas limitadas de algún modo para la práctica del ejercicio físico podrán verse beneficiadas por un medicamento que les aporte las ventajas del ejercicio físico sin necesidad de realizarlo. Los investigadores trabajan activamente en este fármaco milagroso, aunque previsiblemente todavía hará falta una década más para poder disfrutar de este gran avance en la medicina.

En Quartz | Scientists are working on an 'exercise pill' so you never have to work out again